Pensión incapacidad total a administrativo por hernias cervicales.

Hernias cervicales

Caso de éxito: Pensión de incapacidad total a administrativo por patologías de tipo cervical. 

En este post vamos a explicar un nuevo caso de éxito de nuestro despacho, especializado en reclamación de pensiones de incapacidad permanente en cualquiera de sus grados frente a al Instituto Nacional de laSeguridad Social, y que como hemos avanzado ha consistido en obtener una pensión de incapacidad permanente total a un trabajador que trabajaba en una entidad bancaria con la categoría profesional de administrativo y que sufría, entre otras patologías, hernias cervicales con afectación radicular. 

Explicación del supuesto de hecho: Administrativo con hernias cervicales: 

A nuestro despacho acudió un trabajador de una entidad bancaria, con categoría de administrativo, y que padecía diversas patologías, siendo una de la más relevante el padecimiento de diferentes hernias cervicales que tenían afectadas, en su mayor parte, las raíces nerviosas, es decir, que padecía radiculopatía a nivel cervical. 

Tras estudiar su documentación médica y estudiar igualmente el dia a dia de su trabajo , decidimos que el asunto tenía viabilidad y empezamos la reclamación. Los pasos que seguimos fueron los siguientes:

1.- Petición de la pensión de incapacidad permanente: 

El primer paso fue descargarnos de la web de la Seguridad Social el impreso de petición de incapacidad permanente. Una vez descargado lo cumplimentamos detenidamente en todos sus extremos y preparamos toda la documentación médica que acreditaba las distintas dolencias de nuestro cliente. 

Una vez presentada tuvimos que esperar que el Instituto Nacional de laSeguridad Social citara a nuestro cliente para ser reconocida por los servicios correspondientes. 

Tras todo ello el cliente fue reconocido por dichos servicios médicos de valoración del INSS y a los pocos días de todo ello recibió una resolución en la que denegaba la petición de pensión de incapacidad permanente solicitada al no alcanzar, según constaba en dicha resolución, sus patologías un grado suficiente para tener derecho a algún tipo de incapacidad permanente. 

2.- Reclamación previa frente a denegación de la pensión de incapacidad permanente: 

Frente a dicha resolución denegatoria, preparamos y presentamos una reclamación previa. 

Esto consiste en un escrito donde de forma ordenada y clara, exponemos los motivos por los que entendemos que la resolución no se ajusta a derecho. 

Es importante destacar que en cada caso las alegaciones van a depender de los motivos que haya tenido en cuenta la Seguridad social para denegar la pensión. en este caso era solo y exclusivamente por temas de tipo médico, en particular por manifestar el INSS que las patologías del interesado no alcanzaban ningún grado de incapacidad permanente. En otros casos puede haber otros motivos, como falta de cotización,no estar en situación de alta o asimilada, etc. 

Dicha reclamación previa debe ser resuelta por el INSS dentro del plazo máximo de 45 días. En caso de que no se haya resuelto en dicho plazo, la reclamación debe entenderse desestimada, que fue exactamente lo que pasó en el caso que comentamos. 

3.- Demanda ante el Juzgado de lo social: 

Al desestimarse dicha reclamación previa, el siguiente paso es presentar demanda ante el Juzgado de lo Social. 

A esta demanda hay que adjuntar todos los documentos médicos que acreditan las patologías del interesado y además es im,ortante acreditar las funciones que el trabajador tiene que realizar en el mismo, para acreditar la procedencia de la pensión que solicitamos. 

En nuestro caso se aportaron: 

.- Los informes médicos que demostraban la importante patología de tipo cervical que padecía el interesado, y en especial resonancias magnéticas y electromiografias que demostraban la afectación de sus raíces nerviosas y su radiculopatía. 

.- Asimismo se aportó diversa documentación médica que acreditaba la existencia de otras patologías que influían en su capacidad de trabajo. 

.-También se aportaron documentos donde acreditábamos que funciones y actividades realizaba habitualmente en su trabajo. 

Valoramos la viabilidad de su pensión de forma totalmente gratis. Llame al 958-274169 o envíe un correo a 4135@icagr.es.

Para más información vea el vídeo siguiente:

 

4.- Celebración del juicio y dictado de sentencia: 

El Juzgado, una vez recibida la demanda señaló día para la celebración del juicio. 

Este juicio consiste en un acto de juicio oral donde comparecen las partes, en este caso nosotros como parte actora y los abogados del INSS como parte demandada. 

Una vez comparecidas las partes el juez de la palabra a la parte demandante para que ratifique su demanda y posteriormente al demandado para que conteste, en el acto del juicio, a la demanda. 

Una vez efectuados dichos trámites, se pasa a la fase de prueba, donde cada parte debe aportar los medios de prueba que pretenda utilizar en el juicio, como `puede ser documentales (informes médicos, informes del trabajo,etc),  periciales, testificales, etc. 

Tras practicar toda la prueba, el juicio quedó concluso para sentencia, dictándose días después la misma por la que se reconoció a nuestro cliente una pèsión de incapacidad  permanente total para su trabajo habitual, siendo determinante para ello el padecimiento de hernias cervicales, entre otras patologías. 

Hernias cervicales

Pensión por hernias cervicales

Hernias cervicales y trabajos de tipo administrativo: 

Con esta sentencia queremos también poner de manifiesto como el padecimiento de hernias cervicales puede provocar una incapacidad para trabajos de tipo sedentario, y no solo para trabajos que requieran esfuerzos físicos. 

Normalmente en trabajos de tipo sedentario, como puede ser por ejemplo el trabajo de administrativos o auxiliares administrativos, estos tienen que mantener posturas de sedestación prolongada, con posturas forzadas a nivel cervical al tener que estar durante toda la jornada delante de pantallas de visualización de datos o en todo caso manejando teclados y monitores, que como es fácil de comprender, implican un esfuerzo continuado a nivel cervical. Incluso en muchos casos, estos trabajadores tiene que desplazar cargas y ordenarlas o apilarlas en archivos, lo que implica también un esfuerzo con la columna cervical. 

todos estos requerimientos de este tipo de trabajadores administrativos, puestos en relación con una patología cervical concreta, puede dar lugar a que exista viabilidad para reclamar y obtener una pensión de incapacidad permanente en alguno de sus grados (absoluta, total o parcial). No obstante, hay que actuar siempre con prudencia y analizar cada caso de forma particular e individualizada para saber, si en un caso en concreto, dadas todas sus circunstancias médicas y físicas, así como laborales, puede ser viable reclamar una incapacidad permanente. 

Como saben, en nuestro despacho de abogados somos especialistas en reclamación de pensiones. Seguidamente les dejamos un vídeo que trata precisamente sobre pensión de incapacidad permanente por el padecimiento de hernias cervicales, y ello por si quieren profundizar mas en este tipo de patologias y reclamación de pensión.